Dr. Rodrigo Pérez Bravo @rodrigopb13 | ESTáS “DETUVIDO” -demadurizar $220

29 Marzo 2018Screen Shot 2018-03-29 at 4.01.36 PM

Llego a Maiquetía. Si habían 6 aviones en ambos terminales eran muchos. La registradera en aduana nunca falta.
Un amigo viajó de Carúpano a Maiquetía en el carro de mi hermana. Fue a buscarme. El es paramédicos.
De vuelta me llamó la atención la ausencia de tráfico -en pleno domingo de ramos, otrora una circulación interminable de vehículos hacia las hermosas playas del oriente.
Cuando íbamos por el sector La Lapa en la autopista Guarenas a Higuerote nos detuvo una Alcabala Móvil de la gloriosa Policía de Miranda. La nueva. La de Hector Rodríguez. Nos bajaron y nos requisaron en plena autopista cual delincuentes. Tocadita de pene y testículos incluidos. Cuando me tocaron el bolsillo se dieron cuenta que llevaba unas 6 monedas. Pesos Chileno. El agente pidió  refuerzo y se acercaron 2 más. Lo que presencié fue la requisa más espectacular que he visto de un vehículo. Me mandaron a abrir solo la maleta de mano. No se interesaron por la maleta de equipaje perfectamente embalada.

Screen Shot 2018-03-29 at 4.13.50 PM Screen Shot 2018-03-29 at 4.21.14 PM 2Ohhhhh sorpresa en la maleta de mano habían 60$ y 100.000 pesos chilenos (unos 160$ más) para garantizar mi regreso.
– En ese momento oigo *usted está detuvido*.
– Yo un poco desconcertado le dije cual es el delito?
– En Venezuela *ESTA VETADO* cargar Dólares y usted no lo enteró en el aeropuerto
– La ley dice que puedo introducir hasta 10.000$ sin necesidad de declárarlos.
– Eso lo dirá la Ley, pero nuestro comandantevetó eso (me imagino que el comandante es el filósofo Maduro).

– Entonces ¿cuál es el procedimiento?
– Nos tiene que acompañar a Caracas. Con los seriales de los billetes (2 billetes de 20, 1 de 10, 1 de 5, y 5 de 1) tenemos que investigar la procedencia de esos Dólares.
– Le expliqué que esos Dólares lo adquirí en Chile para el viaje ya que iba a realizar una escala en Panamá.
– Sí pero tenías que haberlos enterado en la Aduana de Maiquetía.
– Ya yo medio arrecho, pero conteniéndome para no meter la pata le informé: yo no puedo ir a Caracas vine en un viaje express para operar a mi padre. Necesita un marcapasos de emergencia. Si el problema son los $, quédense con ellos.
¿Usted me está sobornando? Yo cobró los 10 y 25, y me es suficiente, levantándome la voz y poniéndose la mano en la pistola.
– Realmente no fue mi intención, estoy buscando una solución para poder seguir hacia mi destino.

Mientras los otros policías seguían dentro del carro requisando y encuentra la astronómica suma de

1 millón 300 mil Bs

(el millón me lo envío mi hermana con el chofer para sufragar gastos en carretera (comida, gasolina y algún imprevisto dominguero).

  • Comandante: encontré esto ( señalando los Bolívares).
  • Mi cabo cuánto hay allí?
  • 1 millón Doscientos.
  • A continuación voltea su mirada hacia mí y me dice: Tienes otro delito, no se puede portar más de 1 millón de Bs.
  • Yo decidí olvidarme del estado de derecho, porque con esas bestias, eso no funciona, y en una habilidad CARUPANERA le dije: no es mío solo, la mitad es de el. Ya le pague por venir a buscarme.
  • Te la das de Payaso?
  • No. es la verdad.
  • Devuélvale los Bolívares. Y volteando su mirada hacia mí, me dijo: usted me acompaña a Caracas a la comandancia, estás detuvido por tenencia ilegal de Dinero.

      Debo admitir, que nunca había sentido un desgarrador frío en estas tierras calientes.

Entonces empecé a negociar con esa bestia. Pensé: podría aceptar ir a la comandancia como no tengo delito que me imputen, a este lo van a joder. Se me pasaba por la mente llamar a un ministro amigo mío de la infancia. Y mil otras cosas. Pero también pensé: ¿¿¿y si me siembran droga para darle forma al delito??? ¿¿¿O si me llevan a un paraje para ajusticiarme???

  • Seguía negociando hasta que finalmente estos delincuentes me dijeron: bueno siga su viaje, los dólares quedan decomisados para su respectiva experticia para saber su procedencia.
  • El silencio cundió el viaje hasta unos Km más cuando presenciamos un accidente. Mi amigo paramédico y yo nos bajamos para ayudar. Habían heridos de gravedad. Aún no habían llegado las ambulancias pero sí otros policías, quienes nos impidieron ayudar. Por cierto un policía requisaba el carro volcado.

¡¡¡QUE TRISTE MI VENEZUELA!!!

PD: nos paramos en el Guapetón, nos comimos medio pollo, refresco y agua… cuenta total: 1.100.000 Bs. Gracias a Dios que no nos decomisaron la exorbitante suma del 1.000.000 de Bs.