EDITORIAL @analitica | ¿Qué hacer con Guyana?

AnalíticaEditorialViernes 6 de marzo de 2015

El país no puede permanecer indiferente ante la solución definitiva de esta controversia

Screen Shot 2015-03-06 at 8.48.04 AM
Lo primero que debe hacer el gobierno venezolano con respecto a la actitud del gobierno guyanés, es exigir respeto a lo establecido en el Acuerdo de Ginebra de 1966, y dejar en claro que la controversia entre los dos países se refiere solo al territorio en reclamación y jamás al área marina situada al oeste de Punta Playa.
 
Rechazar  de manera enfática las concesiones que el gobierno de Guyana haya otorgado en áreas marinas, ubicadas al oeste de la línea de patrullaje de la Armada venezolana, que tienen como punto de partida Punta Playa en el estado Delta Amacuro
Ratificar en forma expresa el rechazo de Venezuela a las concesiones otorgadas por Guyana que estén ubicadas en áreas marinas en la zona en reclamación, hasta tanto no se haya logrado una solución a la controversia territorial en el marco del Acuerdo de Ginebra.
 
Venezuela debería proceder a la brevedad posible a extender hasta las 350 millas náuticas la plataforma continental generada por el estado Delta Amacuro, de manera tal que quede claro para Guyana que sobre esa área marina y submarina, nuestro país ejerce derechos soberanos exclusivos.
 
Por último, es imprescindible designar un negociador idóneo a tiempo completo, para que determine con su equivalente guyanes el mecanismo que ha de aplicarse para resolver la controversia, basado en lo dispuesto en el Acuerdo de Ginebra, con miras a encontrar un acuerdo práctico y satisfactorio a la controversia territorial.
 
El país no puede permanecer indiferente ante la solución definitiva de esta controversia, que no solo involucra una reclamación histórica sino que, de no manejarse bien,  puede llegar a afectar áreas que nada tienen que ver con la reclamación y que son hoy parte integral de nuestra soberanía territorial.