Elizabeth Fuentes @fuenteseliz | La cabeza en ruinas de Hugo Chávez rodó bajo aquel solazo del llano

Screen Shot 2015-09-15 at 7.34.41 AM14 septiembre, 2015

Ni dos meses duró la cabeza de Hugo Chávez en su sitio, un busto de bronce que inauguró el alcalde de Camaguán, José Vásquez, el 28 de julio pasado para conmemorar el natalicio del mandatario “como muestra del profundo agradecimiento y del inmenso amor que tiene  el pueblo camaguanense hacia el presidente Chávez, dado el interés que el mandatario nacional mantuvo hacia esta localidad sur guariqueña que encontró su despertar con la revolución…”, según dijo.

42Pero como resultado de lo que algunos han comenzado a llamar el Efecto Susana Barreiros, el busto colocado en el recién inaugurado Paseo Turistico Hugo Chávez  “para honrar  la memoria  de este gran hombre que ha dejado un legado imborrable en los venezolanos y muy especialmente en los llaneros”, no solo amaneció sin cabeza sino que ésta   rodó de su sitio y quedó semi destruida en el piso. Las huellas de lo que parecen ser severos mandarriazos  que  le destruyeron la nariz, buena parte de la boina y la mandíbula, hasta que la cabeza finalmente cedió y cayó “decapitada”.

Llama la atención que nadie se haya responsabilizado por el acto, pero más aún que nadie   escuchara el sonido, seguramente fuerte, de los mandarriazos contra el busto presuntamente sagrado para la población de Camaguán. Ni que nadie avisara a las autoridades y, más raro aún,  que nadie quisiera quedarse con la cabeza en ruinas, como hacían los fanáticos peronistas con todo lo que concernía a Evita, Cabeza de Chavezo ni siquiera para fundirla y venderla luego.  Nada. La dejaron allí, sola y abandonada, como ocurre en las encuestas.  Tan abandonada  como  la administración chavista tiene al estado Guárico donde la basura inunda Calabozo, la plaza Bolívar de San Juan de Los Morros está en ruinas, las carreteras internas (San Jose de Tiznados, Valle de La Pascua, etc) intransitables y, por supuesto, tan abandonados como loa anaqueles de los abastos porque el desabastecimiento que reina en todo el país se siente igual en Guárico mientras  los  CDI son comidos por la maleza.