Share this:

" />
Héctor Pérez Marcano *** ¿La salida? ¡¡¡Unidad y calle!!! ***
Screen Shot 2014-02-07 at 10.46.30 AMScreen Shot 2014-02-07 at 6.54.58 AMEs inevitable que una crisis política tan profunda, como la venezolana, no sacuda a todos los estamentos, instituciones y organizaciones de la sociedad

Hemos conocido, recientemente, la opinión de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV) por la voz de declaraciones contundentes de su Presidente, Monseñor Padrón. Seguramente también esté sacudida por la crisis otra institución fundamental como las FF.AA, aunque por su naturaleza no podamos conocer lo que piensan la mayoría de sus integrantes. La historia registra que siempre llega el momento en que no les es posible seguir callando. 1945 Y 1958 así lo afirman.

Tampoco escapa a las sacudidas la nomenclatura del régimen y su vocero principal el partido PSUV. Moderados y radicales pugnan, desesperados, por imponerse. La inviabilidad del proyecto se acentúa.

Ello nos explica el debate surgido en la dirección política opositora y que la MUD y sus dirigentes sean sometidos a la crítica. La hora es muy exigente pues la mayoría del pueblo pareciera percibir que si no nos sacudimos pronto al régimen éste pudiera perpetuarse. En reciente conversatorio de diversas personalidades con Antonio Ledezma, Pedro Benítez, –calificado dirigente de A.D.-, nos recordaba como el régimen cubano pudo sobrevivir a la crisis del “período especial” cuando dejó de percibir el subsidio al derrumbarse la URSS. Los países persisten aun cuando lleguen a la ruina y sus habitantes soporten múltiples sufrimientos.

En la misma reunión aludida Gustavo Tarre Briceño hizo otra observación pertinente. Recordó que los mayores porcentajes de acumulación electoral se lograron en los procesos en los que la oposición asumió la posición más dura y el lenguaje fue más confrontador. Se refería a las victorias del 2010 y abril del 2013. Señaló que en abril Capriles enmendó los errores de la confrontación con Chávez en octubre de 2012 y ello galvanizó al electorado.

La coyuntura ahora no es electoral, surgen controvertidas proposiciones. Todas ellas pueden ser debatidas en el marco de la Unidad que es un valor y una experiencia imprescindible. Dentro de la Unidad cabe hasta el pleito –absurdo e inoportuno- entre Henry Falcón e Ismael García.

En ese debate me pronuncio por Unidad y calle. Es prematuro decidir si la salida es mediante Constituyente, Referendum, o paciencia electoral, -sin descartar los imponderables-. La fuerza del pueblo en la calle nos indicará el camino correcto a seguir.

Movilizar es la consigna!!! 

hepema2066@yahoo.es

ANALITICA.COM no se hace responsable por las declaraciones y conceptos emitidos en los artículos de opinión publicados en nuestro sitio Web, los cuales son de la exclusiva responsabilidad de sus autores