JESÚS TORREALBA | COORDINADOR DE LA ALIANZA OPOSITORA EN VENEZUELA: No se trata solo de acceder al poder, hay un problema de gobernabilidad

Screen Shot 2014-10-11 at 8.05.09 PMJesús Chúo Torrealba es el nuevo secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) venezolana. Antes de coordinar la coalición de partidos opositores, era presentador de un programa de televisión de denuncia social dirigido a esos sectores de la población a los que la oposición busca seducir para las legislativas de 2015 y las movilizaciones en la calle.

Pregunta. ¿Por qué cree que en los últimos días se ha exacerbado la polarización política?

Respuesta. No es casual, no tiene que ver con el temperamento de Nicolás Maduro [el presidente del país] o de Diosdado Cabello [presidente del Parlamento]. La nomenclatura gobernante no cuenta con la legitimidad afectiva que tenía Chávez. Es un Gobierno de los mismos, pero no es el mismo Gobierno. Han optado por repolarizar el país y usan un lenguaje violento; lo cual es muy grave.

P. ¿Buscan movilizar a la gente para presionar al Gobierno y que dialogue, pese a que Maduro dijo que no había con quien hacerlo?

R. Es importante movilizarse en las urnas, en la calle, obligando al Gobierno a que asuma el diálogo como un proceso de construcción de soluciones y resultados. Nadie quiere ser parte de un proceso gatopardiano de que cambie todo sin que cambie nada. Hace días Maduro dijo que toda la oposición era desechada, luego dijo que proponía un acuerdo nacional por la paz y que convocaba a todos. Esa fragilidad del poder lo lleva a ser ambivalente.

P. ¿Qué cree que la gente espera hoy del liderazgo opositor que entró en crisis en la MUD?

R. La oposición venezolana ha vivido episodios recientes de cierta dispersión, y eso generó mucha alarma en la sociedad. Ante el escenario de un Gobierno en crisis, no tener enfrente un referente de gobernabilidad, de estabilidad y confianza era algo muy grave. Eso dio origen a unas resoluciones unánimes para definir objetivo, estrategia, vocería y coordinación de la alianza opositora.

P. Unos pedían ya la salida de Maduro y otros una apuesta más a largo plazo. ¿Están ahora de acuerdo?

R. Mientras estaban discutiendo sobre tiquismiquis llegamos a una crisis de un 80% de restricción en medicinas, estaban prácticamente congelados todos los contratos colectivos y sindicatos, y pese a que Venezuela produce 2,5 millones de barriles diarios de petróleo, no hay suficientes alimentos. Creo que ha habido una puesta al día de la oposición venezolana frente a la realidad. El país le exige al Gobierno que gobierne.

P. ¿El objetivo de la oposición ya no es que renuncie Maduro, sino obligarlo a que gobierne?

R. No. El país le está pidiendo que gobierne. A nosotros nos exige que nos convirtamos en alternativa. Aquí no se trata solamente de acceder al poder, hay un problema de gobernabilidad.