Margallo anuncia que el embajador español volverá a Caracas “en horas”

País Nueva Delhi 26 ABR 2015

Screen Shot 2015-04-26 at 11.56.01 PM

El ministro de Exteriores se muestra encantado de recoger el guante de Maduro

El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, ha recogido hoy la “mano tendida” del presidente venezolano, Nicolás Maduro, y ha anunciado que el embajador español en Venezuela, Antonio Pérez-Hernández, a quien llamó a consultas el pasado miércoles, regresará de inmediato a Caracas. “Lo normal es que el embajador esté en Caracas. Cuando las circunstancias son normales, se actúa con normalidad y, por tanto, con toda probabilidad, el embajador volverá en las próximas horas”, ha dicho Margallo a los periodistas a su llegada a Nueva Delhi.

En una intervención la pasada madrugada, Maduro suavizó el tono agresivo de sus declaraciones hacia España de las últimas semanas y recordó que se encontrará con Rajoy en la cumbre que la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (CELAC) mantendrá el 10 y 11 de junio en Bruselas con la Unión Europea. Aquí está mi mano tendida, Rajoy. Con respeto todo se puede. Espero no tener que llegar con las lanzas allá a Europa porque vas a ser derrotado, vas a quedar aislado frente a Venezuela, América Latina y el Caribe.

Pasando por alto la alusión al supuesto aislamiento de España –fuentes diplomáticas sostienen que, bien al contrario, es Maduro quien podría encontrarse con una acogida hostil en Bruselas tras el encarcelamiento de líderes opositores–, Margallo ha subrayado que, “una vez que Maduro ha dicho que vamos a conducir nuestras relaciones desde el respeto mutuo, es obvio que estamos más que encantados es obvio que estamos más que encantados de recoger el guante”.

El jefe de la diplomacia española ha recordado que nunca fue partidario de una escalada de tensión con Venezuela y si llamó a consultas al embajador fue porque no podía tolerar afrentas serias a la dignidad nacional, en alusión a los insultos de Maduro contra el Congreso, el Gobierno y los expresidentes Aznar y González. Margallo agradeció la labor de buenos oficios del vicepresidente brasileño, Michel Temer, y el canciller ecuatoriano, Ricardo Patiño, con quienes se reunió el jueves y viernes en Madrid, para “mejorar el clima y disipar malentendidos” entre España y Venezuela.

“Celebramos la noticia y tomaremos las decisiones para normalizar las relaciones [con Caracas+ a toda velocidad”, ha dicho el ministro. Es la primera vez que el Gobierno del PP decide unilateralmente llamar a consultas a un embajador como forma de protesta. En 2012 España retiró a su embajador en Siria, Julio Albi, pero aquella medida se concertó con los socios europeos para negar legitimidad al régimen de Asad y por razones de seguridad. Albi nunca regresó a Damasco.

MÁS INFORMACIÓN