Octavio Lepage | LAS ELECCIONES

Octavio LepageHOJA DE RUTA POLÍTICA (No 117) Caracas, 19 de Marzo del 2015

La elección de diputados a la Asamblea Nacional, a celebrarse en Diciembre si maduro no cambia arbitrariamente la fecha, acapara la atención de los políticos con responsabilidades de conducción partidista, y de quienes –son muchísimos más de lo que podría suponerse– aspiran a ser diputados en la venidera Asamblea Nacional. El fenómeno no tiene por qué sorprender, luce como el camino menos traumático para salir de esta crisis inaguantable en que nos encontramos. Por lo demás, la experiencia de la abstención es irrepetible. La pagamos muy caro.

Lo que sí es motivo de sorpresa es la atmósfera de triunfalismo que se ha configurado. Se explica, es cierto, porque el apoyo a Maduro está por los suelos, y se sabe que ese apoyo continuará deteriorándose a medida que la situación económica continúe de mal en peor, a causa de la negativa de Maduro a aplicar las drásticas medidas económicas que se requieren.

Se desestima, sin embargo, que el escenario político se ha modificado. En los últimos años, un gobierno autocrático, el de Chávez, aparentaba respeto por los principios básicos de la democracia, guardaba las apariencias. Maduro se quitó la careta, gobierna sin Constitución ni respeto a la independencia del Poder Judicial. Los venezolanos no tenemos ahora instancia institucional ante la cual acudir en exigencia de respeto a nuestros derechos ciudadanos.

La vertiente dictatorial por la que se desliza el gobierno es inocultable. No la percibe quien no quiere verla. En la designación del nuevo Consejo Nacional Electoral nuevamente se violó la Constitución. Cuatro de los cinco rectores son militantes del PSUV, a pesar de que la Constitución establece que los cinco rectores deben ser absolutamente independientes. Para escarnio de la oposición, el gobierno impuso de nuevo a Tibisay Lucena, instrumento incondicional de todos los manejos sucios en el proceso electoral pasado. Por si fuese poco, se robustece el monopolio oficial de los medios de comunicación social. Boliburgueses escandalosamente enriquecidos, como estamos viéndolo gracias a las denuncias de Obama, siguen comprando los pocos medios independientes que aún sobreviven.

Screen Shot 2015-03-19 at 10.30.08 PMLo afirmado aquí está a la vista de todos. Quien no lo vea es porque no quiere verlo. Los dirigentes opositores que permanecen callados y pasivos deberían hacerse a un lado para que otros, con más energía y sentido de responsabilidad, ocupen sus puestos en el combate político.

La importancia de lo electoral es tan grande que se impone seguir abordándolo. Un debate de altura en torno a las elecciones sería muy conveniente.