Petróleo a precio justo

Miércoles 5 de Noviembre de 2014

 |TalCual

Screen Shot 2014-11-05 at 5.46.23 AM Screen Shot 2014-11-05 at 5.46.37 AMViene el ministro de Petróleo de Arabia Saudita a un encuentro en Margarita, y quien se reúne con él no es su par venezolano, sino su predecesor, el hoy canciller Rafael Ramírez. Alí al-Naimi, el ministro saudí, asistirá a la reunión ministerial Precoz Social de Cambio Climático, momento que será aprovechado por Ramírez para conversar. Si sigue las instrucciones de su jefe, Nicolás Maduro, tendrá que convencer al-Naimi de apoyar una resolución de la OPEP contra la extracción del petróleo de esquisto. Claro que los árabes han demostrado ser mucho más inteligentes y prácticos que el gobierno de Maduro, tampoco es algo muy difícil, y decidieron atacar esa producción por donde más le puede doler a un capitalista: haciéndola muy cara. Y, obviamente, la manera de hacer que esa producción no pueda competir es bajando los precios del petróleo que vende Arabia Saudita. En eso están claros, al punto que le acaban de ofrecer un descuento al imperio, mientras suben el precio al barril que le venden a China. Los sauditas defienden su principal mercado, que es el estadounidense, el mismo que al gobierno de Chávez primero y Maduro después no le interesa. El gobierno de al-Naimi sabe que la tecnología se desarrolla cada vez más rápido y, en pocos años pudieran los gringos lograr extraer el crudo de esquistos a precios muy competitivos, con lo que los árabes pueden terminar sin tener quién les compre su crudo. Por supuesto, que Nicolás y su combo no se pasean por esa posibilidad. Repiten el caletre, que alguna vez se aprendieron en un curso de marxismo, y creen que se la están comiendo. Lo de ellos es vender el barril lo más caro posible para seguir derrochando el dinero, así como permitiendo que la corrupción campee en el país. ¿Por cierto, qué pasó con los 20 mil millones de dólares que se chorearon de Cadivi?